ayuntamiento de ochavillo del rio

Adipha organiza una excursión al yacimiento arqueológico de El Mohíno

adiphaexcursion1

Adipha, la Asociación para la Defensa e Investigación del Patrimonio Histórico, Arqueológico y Natural de La Colonia de Fuente Palmera, con sede en Ochavillo del Río, organizó el pasado domingo una excursión al yacimiento arqueológico de El Mohíno, donde ya han finalizado los trabajos de descubrimiento del mayor alfar romano del Valle del Guadalquivir. 

adiphaexcursion1La expedición, con mayoría de vecin@s de Ochavillo del Río, se desplazó en un autobús sufragado por el Ayuntamiento de la ELA. Entre los visitantes hubo miembros de la asociación, algunos niños y jóvenes, la alcaldesa, Aroa Moro, y los concejales de la Corporación, José Delgado y Manuel Arjona. adiphaexcursion2

En los trabajos de excavación preventiva ha participado el presidente de Adipha, Francisco Adame, que ha estado codo con codo junto a Iván González Tobar, compañero de la Asociación y director del proyecto, el cual está impulsado por la Universidad de Montpellier (Francia) a través del programa Oleastro. El pasado 15 de enero comenzó la actuación en una finca situada a la altura de la pedanía palmeña de El Mohíno con el objetivo de certificar la presencia de ocho hornos de época romana en los que se fabricaban las ánforas en las que se envasaba el aceite.adiphaexcursion3 Este proyecto se encuadra en el programa Oleastro (Oleicultura y Ánforas en la Turdetania Romana), que se marca conocer las variedades antiguas de olivar en el Valle del Guadalquivir y el estudio de la venta y exportación de aceite de oliva en época romana.

Para Iván González el objetivo de la excavación se ha cumplido y está muy contento con la labor de los quince estudiantes franceses y españoles que han participado en la misma, donde reconoce que se ha trabajado muy duro durante las últimas tres semanas. Básicamente, se ha logrado la finalidad, que era comprender el funcionamiento de los dos sectores del alfar, excavar al menos cuatro hornos y extraer los carbones y los huesos de aceituna, que serán enviados a analizar al laboratorio. adiphaexcursion4

El último paso será tapar el yacimiento para conservarlo, a la espera de una posible intervención mayor y más completa. Al tratarse de estructuras muy frágiles, ya que los muros que rodean los hornos están hechos de restos de vasijas, si no se tapara, es muy posible que en pocas semanas se deteriorase tanto que podría destruirse el yacimiento. En el Valle del Guadalquivir se tiene constancia de que existen un centenar de yacimientos, y el de El Mohíno podría ser el de mayor envergadura. La suerte de éste es que se ha podido excavar y llegar al fondo de los hornos.adiphaexcursion5 Por tanto, tiene un valor histórico muy importante para la zona, pero sobre todo es un ejemplo de una actividad productiva de hace unos 1.500 ó 2.000 años que no se conoce lo suficientemente bien. Para el arqueólogo colono es fundamental que los nuevos proyectos de investigación se estén interesando por este tipo de estudios.

Fue el año pasado cuando se detectó la existencia de este gran alfar romano por medio de estudios pedestres y geomagnéticos. Pero para llegar a este punto se realizó una concienzuda búsqueda por innumerables parcelas del Valle del Guadalquivir, pidiendo permisos a sus propietarios para explorar.adiphaexcursion6 Algunos de los yacimientos ya se conocían por anteriores prospecciones, pero otros son nuevos y se ha partido de cero. Iván González nos cuenta que se hizo una lista con los prioritarios y uno de ellos era el de El Mohíno, no sólo por sus dimensiones, sino porque los resultados de los estudios geomagnéticos fueron muy concluyentes, confirmando que había dos baterías de hornos con cuatro hornos en cada una de ellas. Además, a nivel cronológico se trata de uno de los primeros alfares que se instalaron a la orilla del río (en torno al siglo I) y que se abandonó con bastante precocidad, lo cual permite un estudio más homogéneo y detallado. adiphaexcursion7

Sin embargo, el que podría ser un yacimiento todavía algo más antiguo, se encuentra en plena Colonia de Fuente Palmera, entre Ochavillo del Río y Villalón, en la zona del Arroyo de Los Peces. Se trata de un taller de ánforas de aceite de los más antiguos que se conocen y que sólo produjo ánforas en esa época, por lo que es clave para estudiar una época concreta del comercio de aceite romano. 

Sobre su hipotética excavación, la alcaldesa de Ochavillo del Río, Aroa Moro, señala que esto depende de otras administraciones, púes Ochavillo no tiene competencia para autorizarla ni capacidad para asumir una inversión de tal envergadura.

Moro ha valorado la organización de esta excursión por parte de Adipha, con la que el Ayuntamiento colabora estrechamente. El Consistorio también ha impulsado iniciativas propias para intentar poner en valor el patrimonio arqueológico que existe en el término municipal, como es el caso del proyecto del Corredor Verde Arroyo de los Picachos – Barrancas del Guadalquivir, donde se incluye el tema de los yacimientos. Por otra parte, se está preparando el material didáctico para hacer una exposición relacionada con la arqueología.

{loadposition publinoticia}

 

 

Compartir:

El tiempo en Fuente Palmera

Contenido patrocinado

Carniceria de la rosa fuente palmera
el perdigon banner lateral
banner lateral Fenix 2024
deco pinturas onetti
naruma animaciones
Papelería Antharas
Buji Freedom banner lateral
asesoria castillo
SOTOMELERO